Dinamarca

  • Extemsión: 43.075 km² km².
  • Población: 5.751.000 millones de habitantes.
  • Densidad: 134 hab./km2
  • Religión: Folkekirken
  • Idioma: Danés y Alemán

Datos y cifras:

Nombre oficial: Reino de Dinamarca

Población: 5,751 millones de habitantes (Banco Mundial:2017), casi una décima parte de la población en España. Densidad: 134 habitantes por km² (Banco Mundial: 2016)

Superficie: 43.075 km² (excluyendo Groenlandia y las Islas Feroe). Dinamarca es una comunidad integrada por tres partes autónomas, la propia Dinamarca y sus dos territorios de ultramar o territorios dependientes, Groenlandia y las islas Feroe. Limita con: Norte (Noruega), Skagerrak; este (Suecia), Kattegat, Oeresund y Mar Báltico, sur, Alemania; Oeste, Mar del Norte.

Capital del Estado: Copenhague (København). Su población en la capital es de 661.464 habitantes sólo en los municipios de Copenhague y Frederiksberg, y 1.263.698 incluyendo el área urbana.

Forma de Estado: Monarquía parlamentaria. La última modificación de la Constitución tuvo lugar en 1953.

Política del país: En 1849, Dinamarca se convirtió en una monarquía constitucional con la adopción de una nueva constitución. La monarquía es, formalmente, la cabeza del estado, un papel que es más ceremonial que real, ya que el poder ejecutivo está en manos del consejo de ministros, con el Statsminister actuando como “primero entre iguales” (primus inter pares). El poder legislativo lo comparten el Gobierno y el Parlamento danés, conocido con el nombre de Folketing, compuesto por 179 miembros, incluidos dos diputados por las islas Feroe y dos por Groenlandia. El parlamento danés es funcional y administrativamente independiente del poder ejecutivo y la legislatura. Las elecciones al parlamento se celebran cada cuatro años; pero el primer ministro puede convocar elecciones anticipadas si así lo decide. El parlamento puede también realizar una moción de censura contra el primer ministro; si la moción de censura prospera, el gobierno en pleno presenta la dimisión.

Organización administrativa: 5 regiones con 98 municipios:

  • Región Capital (Hovedstaden) 29 municipios
  • Jutlandia Septentrional (Nordjylland) 11 municipios
  • Jutlandia Central (Midtjylland) 19 municipios
  • Región de Selandia (Region Sjælland) 17 municipios
  • Dinamarca Meridional (Syddanmark) 22 municipios

Algunos indicadores sociales:

  • Índice Gini: 28,5 (2014)Esperanza de vida al nacer (
  • años): 80,08 años (2015)Renta per cápit
  • a (PPA): 48.400 € (2016)Tasa de natalidad: 10,80 nacimiento
  • s/1000 habitantes (2016)

(Fuentes: Danmarks Statistik (Instituto Danés de Estadística); datosmacro.com)

Idioma oficial: El idioma oficial es el danés, pero además, un pequeño grupo cercano a la frontera alemana habla también el alemán.

Moneda: Corona danesa (DKK). Una corona (krone) = 100øre. Cambio: 1€ = 7,45 DKK.

Religión: El 78,4 % de la población es miembro de la Iglesia Nacional danesa (Folkekirken), aunque porcentaje que tiende a descender con los años; a su vez el porcentaje de población musulmana es significativo (284.000 practicantes estimados) que son aproximadamente el 5 % de la población; también hay comunidades de católicos (aproximadamente 30.000 practicantes) y de judíos (aproximadamente 4.000 practicantes).

Demografía: La mayoría de la población desciende de la población germano-gótica que habitó allí desde tiempos prehistóricos. Cuenta además con los esquimales o inuit en Groenlandia.
La composición étnica de acuerdo con el último estudio del Instituto Danés de Estadística es la siguiente (2010):

  • Europeos: 95,4 % (daneses 91,0 %; otros europeos 4,4 %)
  • Asiáticos: 2,8 % (mayoría de iraquíes)
  • Africanos: 0,4 % (mayoría de somalíes)
  • Americanos: 0,2% (mayoría de estadounidenses).
  • Otros: 0,8 %.

Geografía: Gran parte de Dinamarca está urbanizada, como su capital Copenhague.

El paisaje natural danés es llano, caracterizado por tierras de cultivo y costas arenosas. La altitud media de Dinamarca es de tan sólo 31 m por encima del nivel del mar.

El paisaje danés fue formado en gran parte por los glaciares que cubrían por completo esta zona. En las idas y venidas de las masas de hielo se acumularon colinas de material arenoso. Hoy en día un cinturón de estas colinas separa el este del oeste de Jutlandia.

La península de Jutlandia se extiende unos 300 km desde la frontera alemana con Schleswig-Holstein hacia el norte. Su costa oeste está protegida de las tempestades en el mar del norte por dunas y bancos de arena. Las 443 islas se encuentran en el mar Báltico que forma también la frontera este de Jutlandia. Pero tan sólo 79 de estas islas están habitadas.

Al este de Jutlandia, separada por el estrecho del Pequeño Belt, se encuentra la isla Fionia y en su lado sureste sigue la isla de Langeland ("tierra larga"), algo más pequeña. Más allá del Gran Belt, Storebælt en danés, se halla la isla de Selandia con la capital Copenhague. Al este, al sureste de Suecia en medio del Báltico, se encuentra la isla granítica de Bornholm entre Polonia al sur y Suecia al noroeste. Groenlandia y las islas Feroe son regiones autónomas de Dinamarca. Las últimas fueron posesión noruega desde 1035 hasta 1814.

Dinamarca se compone de una serie de estriberones colocados a través de la entrada del Báltico hacia Suecia y Noruega. Esa posición dominante, explotada al extremo, ha sido clave de su riqueza y poderío pues desde tiempos ancestrales permitía que se efectuaran rápidas incursiones al otro lado, en Escandinavia, y le daba la posibilidad de sobreponerse al comercio del Báltico. Gracias a esa situación, Copenhague y los demás puertos de la isla de Sjaelland, que como Helsingor, hacían pagar tributo a los navíos que pasaban, se convirtieron en villas muy prosperas y poderosas.

El clima es suave y agradable durante todo el año, con fuertes vientos durante el otoño e invierno. Dinamarca tiene marcadas las cuatro estaciones del año, así como el resto de Europa. Los veranos son calurosos y frescos y los inviernos fríos y ventosos, la temperatura puede llegar hasta -8 °C, no es frecuente la presencia de nieve, pero los inviernos de 2009 y 2010 han sido extremos, con abundante presencia de nieve. Hay suficientes precipitaciones durante todo el año. El clima de Jutlandia está marcado por la situación norteña y la corriente del golfo. A menudo soplan vientos del oeste de moderados a fuertes.

Relaciones exteriores e instituciones internacionales: En 1973, Dinamarca se integra en la UE (entonces CE) tras un referendo, pero con un porcentaje en contra relativamente importante (36,6 %). La desconfianza del pueblo danés hacia la UE ha ido creciendo paulatinamente hasta el punto de que Dinamarca sólo pudo ratificar el Tratado de Maastricht tras un referendo que contemplaba 4 excepciones u “opt-out” (Euro, Defensa, Justicia e Interior y -hasta el la aprobación del Tratado de Lisboa- Ciudadanía).

En 2000, los daneses volvieron a mostrar su reticencia respecto de la UE, votando en contra de la entrada de Dinamarca en la zona euro, posición que se ha visto reforzada con la llegada de la crisis y los fuertes problemas económicos que se registran en varios países de la eurozona. Esa reticencia ha vuelto a manifestarse en sondeos de opinión y nada indica que el pueblo danés votaría a favor de la supresión de las excepciones.

La Presidencia rotatoria de Dinamarca durante el primer semestre de 2012 no consiguió cambiar la percepción un tanto euroescéptica de un sector de la opinión pública, tendencia que fue confirmada en las elecciones para el Parlamento Europeo, el 25 de mayo 2014, en las que el Partido Popular Danés (notablemente euroescéptico sin ser contrario a la UE) fue la formación más votada con un 26,6 % de votos. El Gobierno sometió la cuestión de la adhesión de Dinamarca al Tribunal Unificado de Patentes a un referendo, celebrado el 25 de mayo de 2014, coincidiendo con las elecciones al Parlamento Europeo. Una amplia mayoría (60,45 %) votó a favor de la adhesión.

El 3 de diciembre de 2015 se celebró un referendo para suprimir la excepción danesa en Asuntos de Justicia e Interior a cambio de un “opt-in” (en concreto se votaba la participación danesa en 22 actas jurídicas). Los partidos Liberal, Socialdemócrata, Socialista Popular, La Alternativa, Conservador y Social-Liberal, que suman una notable mayoría en el parlamento, eran favorables a la supresión pero, no obstante, el resultado final fue negativo, con un 46,9 % de votos a favor de la supresión y 53,1 % en contra.
El Gobierno liberal ha instalado poco a poco una política algo más escéptica en asunto, en parte por depender de los votos del partido Popular Danés, pero también como reacción al Brexit. Nada indica que el nuevo gabinete liberal alianza liberal-conservador conlleve cambios en la actual posición danesa respecto de la UE.

En vísperas de las elecciones generales de junio 2015, los partidos Liberal, Conservador, Alianza Liberal y Popular Danés firmaron una declaración de intenciones en la que se comprometían a llevar a cabo una política más favorable a la posición británica, sobre todo en el ámbito del derecho a las prestaciones sociales de trabajadores procedentes de otros países. A esto se añade que la posición danesa encontraba últimamente cierta sintonía con la preocupación británica respecto a que las políticas que afectan a los 28 Estados Miembros no deben ser predeterminadas por el núcleo duro de la Eurozona.

El resultado negativo del referendo sobre la excepción danesa en Asuntos de Justicia e Interior, junto con el Brexit, puede conllevar políticas danesas aún más escépticas respecto de la UE.Actualmente Dinamarca es parte del Pacto Euro Plus y del Tratado para la Estabilidad, Coordinación y Gobernanza.

Información relevante sobre el país

Evolución del PIB, desempleo e inflación:

  2015 2016 2017 2018 (Previsto)
PIB % variación 1,6 1,7 1,9 1,8
Desempleo % 6,2 6,2 5,8 5,8
Inflación % 0,5 0,3 1 1,4

Contribución al PIB por sectores en % (2016):

  • Agropecuario y pesca 1,7%  
  • Minería e hidrocarburos 1,2%
  • Manufacturas 17,7%
  • Construcción 4,9%
  • Comercio y Transportes 19,4%
  • Comunicaciones 4,6%

La economía de Dinamarca: Dinamarca fue golpeada con fuerza por la crisis financiera del 2009 debido a su alto grado de apertura al comercio internacional y financiamiento de su economía. Como país que depende directamente de las exportaciones, ha sido afectada por la desaceleración económica de sus clientes, sobre todo en la Unión Europea.

A pesar de ello se puede seguir considerando a Dinamarca es un país rico. Los datos del Banco Mundial revelan que su PIB per cápita figura entre los más altos del mundo (puesto 34 en el ranking de 2016) y sus desigualdades sociales son pequeñas, sobre todo porque la tributación danesa es la más alta del mundo. La tasa de desempleo es baja (5,2% en enero de 2018, menos de una tercera parte de España); se espera que siga disminuyendo en los próximos años.

Según el estudio de mercado realizado por el ICEX, el sector agrícola es sumamente importante en el país, aunque sólo contribuye 1,7% del PIB y emplea a 2,3% de la población. La exportación productos agrícolas es la riqueza de este sector en el país (alrededor de 22% de sus exportaciones totales). Casi toda la tierra danesa se usa para la agricultura; y hay más de 50.000 ganaderos en Dinamarca. Cerca de 90% del ingreso agrícola del país proviene de la producción ganadera.

Un hecho que obstaculiza el desarrollo de la industria pesada es que sus recursos naturales son muy limitados. Sin embargo, el país tiene suficientes reservas de petróleo y gas para garantizar su independencia energética. Y recientemente, se autorizó la minería de uranio en el territorio danés de Groenlandia. Dinamarca es también uno de los líderes mundiales en turbinas de viento; exporta 85% de su producción.

Los sectores con mayor actividad son las industrias químicas, farmacéuticas y biotecnológicas. La industria emplea a casi 20% de la población activa y contribuye 22,4% del PIB. El sector de servicios aporta alrededor de tres cuartas partes del PIB y emplea al mayor porcentaje de la población (75,5%).

El sector Exterior: Históricamente, Dinamarca se ha distinguido como una nación comerciante; la economía del país está sumamente abierta a la inversión extranjera. Sus importaciones principales son productos químicos, maquinaría, equipo de transporte y bienes tanto manufacturados como semi-manufacturados. La mayoría de sus importaciones son marítimas.

El estudio del comercio exterior danés realizado por el banco Santander indica que la balanza comercial es estructuralmente positiva. Para diciembre de 2016, fijó el superávit comercial del país aumentó 6 mil millones de DKK.

Los principales socios comerciales se encuentran en la Unión Europea (cerca de 64% del comercio danés), sobre todo Alemania, Suecia, Países Bajos, Noruega y Reino Unido; Estados Unidos y China también son socios comerciales importantes del país.

Respecto empleo: El mercado de trabajo se caracteriza por su gran flexibilidad combinada con altos niveles de protección al desempleado. Este modelo, que recibe el nombre de “flexicurity”, va acompañado de políticas activas en el mercado laboral y desde principios de los años 90 ha ayudado a tener niveles de paro bajos.

Según datos del Banco mundial, el nivel de paro (EPA) en diciembre de 2016 fue del 6,3% de la población activa (4,3% si se considera el paro registrado) y se espera que se mantenga en este nivel o incluso se reduzca en los próximos tres años. En octubre de 2017 el desempleo (EPA) se situó en el 5,7%, ratio próximo al nivel de paro estructural y encadenando ocho meses seguidos por debajo del 6%.

El sector de los servicios representa actualmente en torno al 81% del PIB y el 81% del total del empleo, siendo el sector público el mayor empleador del país al emplear al 32% de la mano de obra ocupada, seguido del sector del comercio y transporte con un 25% del total.

Transporte:

  • Carreteras: En el país existen actualmente 74.472 km de carreteras de las que aproximadamente un 95% son de carácter municipal y el resto estatal (3.796 km). La red de autopistas tiene una longitud de 1.232 km y las autovías de 377 Km.
    Las tres principales islas de Dinamarca están conectadas por puentes. También hay una combinación de puente y túnel que conecta Selandia con Malmö (Suecia). Se espera que en el futuro próximo entre en funcionamiento un enlace fijo (túnel sumergido) entre la isla danesa de Lolland y Alemania por el estrecho Femer Belt.
  • Transporte ferroviario: La red de ferrocarriles era en 2015 de 2.633 km lo que supone aproximadamente unos 62 km por 1.000 km2. La mayor parte es gestionada por la Agencia Nacional de Ferrocarril (Banedanmark) pero una quinta parte de la vía y el metro de Copenhague son gestionados por operadores regionales. Diariamente circulan por toda la red ferroviaria del país unos 3.000 trenes, lo que supone unos 196 millones de pasajeros al año usando este medio de transporte. Tanto la infraestructura ferroviaria como el material rodante están actualmente sujetos a un programa de inversiones para su modernización.
  • Transporte marítimo:cEn Dinamarca hay 110 puertos marinos que manejan mercancías. Los 27 mayores de ellos despachan más de 1.000.000 toneladas de productos al año y suponen el 86% del total de productos transportados por mar. Los puertos de Fredericia y Aarhus, en términos de gestión de mercancías, son los más importantes ya que por ellos pasan el 10% y 8% respectivamente de todas las mercancías que llegan o salen del país por vía marítima.
    71 puertos operan en el transporte de pasajeros. De ellos, los 35 mayores transportan el 90% de los pasajeros que viajan por vía marítima. Atendiendo al número de usuarios, los mayores puertos son Helsingør y Rødby Færgehavn.
  • Transporte aéreo: La mayoría de los vuelos del extranjero a Dinamarca aterrizan en el aeropuerto de Copenhague. No obstante, algunos vuelos internacionales, la mayoría procedentes de países escandinavos, utilizan aeropuertos regionales como los de Århus, Aalborg, Esbjerg y Billund.

Industria: Si se exceptúa la producción de petróleo y sus derivados, Dinamarca no cuenta prácticamente con materias primas industriales y su industria es principalmente ligera y de transformación. Se trata además de un sector con un nivel de participación en la actividad económica cada vez menor.

En 2015 la producción del sector de la alimentación, tabaco y bebidas representó cerca del 22% del total del output industrial a precios de mercado, seguido de la industria de la maquinaria (19%), industria química y del refino (10%) y la producción de medicamentos (12%). La industria de la maquinaria va asumiendo una importancia creciente en la economía danesa gracias sobre todo a la fabricación de molinos de viento y sus componentes. Tanto la industria textil y del cuero como la industria del papel se encuentran hoy en día en claro declive.

El nivel de concentración empresarial varía mucho en función del subsector. En general, las diez mayores empresas aportan el 35% de la facturación del sector industrial y tres de ellas generan el 19,5% del total (datos de 2015). Sin embargo, en el sector médico-farmacéutico las tres mayores suponen el 91%, mientras que en el de manufacturas de productos fabricados en metal las 10 mayores facturan tan solo un 25,5%. Por áreas geográficas, parte de las pequeñas y medianas industrias está distribuida por todo el país en centros urbanos menores o áreas rurales, aunque la mayor concentración industrial se encuentra en Jutlandia central.

La apertura a mercados exteriores difiere mucho entre las distintas actividades, siendo la industria farmacéutica la que tiene una mayor vocación exportadora, con un 89% de su facturación con destino al mercado internacional, seguida de la industria de la electrónica con un 85% y la industria de maquinaria con un 79%.

Energía: Dinamarca ha demostrado que, mediante una política energética persistente y activa, el crecimiento sostenible es posible. La promoción de la eficiencia energética y las energías renovables han permitido alcanzar un crecimiento económico sostenible. Por este motivo Dinamarca continuará apostando por la bioenergía durante las próximas décadas, ya que es uno de los ejes principales de la estrategia energética recientemente adoptada por el gobierno danés para que Dinamarca sea el primer país independiente de las energías fósiles en 2050.

Actualmente los combustibles fósiles (petróleo, carbón y gas natural) suponen el 85% del consumo energético de Dinamarca. A pesar de que las reservas de estos combustibles siguen siendo abundantes, la amenaza del cambio climático hace imperativo centrarse en las energías renovables para reducir las emisiones de CO².

Para ello el Gobierno de Dinamarca ha formulado una ambiciosa estrategia energética con el horizonte fijado en el año 2025, en la que uno de los principales objetivos es reducir el uso de combustibles fósiles en un 15%.

Las energías renovables deben jugar un papel aún más importante en el futuro abastecimiento energético del país. Aunque actualmente ya suponen más del 15% del consumo bruto de energía y casi un 30% de la electricidad generada, el objetivo es que alcancen como mínimo un 30% del consumo energético total de Dinamarca en 2025.

Una característica fundamental del sector energético de Dinamarca es el uso extensivo de plantas de cogeneración para producir energía eléctrica y calor.

Mediante su política energética a largo plazo, Dinamarca ha conseguido que el 80% de las centrales térmicas que producen calor para alimentar las redes centralizadas de calefacción y agua caliente, produzcan también energía eléctrica. Estas plantas suministran más del 50% de la electricidad térmica producida en Dinamarca, reduciendo enormemente el despilfarro energético.

Ciencia y tecnología: Dinamarca posee una rica cultura y gran patrimonio intelectual. Los daneses son muy dispuestos a demostrar la cultura que tienen y orgullosos de su historia, siempre poniendo de frente su bandera y a su reina. La mayor parte de la población de Dinamarca opina que las tradiciones danesas forman parte del patrimonio cultural nacional, y muchos creen que hay que protegerlas frente a influencias externas. Sin embargo, esto no significa que no hayan ido adoptando tradiciones de otras culturas cercanas.

Existen algunas características generales a menudo asociadas a la sociedad danesa y a su cultura diaria. Algunos de los valores más importantes en la cultura danesa son, entre otros, la empatía, la solidaridad, la confianza entre las personas, la tolerancia, la libertad, la igualdad y la justicia. Siguen al pie de la letra sus leyes y su constitución.

Los descubrimientos del astrónomo Tycho Brahe (1546-1601) y las brillantes contribuciones a la física atómica de Niels Bohr (1885-1962) indican el grado que ha alcanzado la ciencia danesa. Hans Christian Ørsted (1777-1851) fue un físico y químico danés y gran estudioso del electromagnetismo. En 1813 ya predijo la existencia de los fenómenos electromagnéticos. Este descubrimiento fue crucial en el desarrollo de la electricidad.

Dinamarca ocupa ahora el cuarto puesto en el Índice de Desarrollo de las TIC de este año, una medida compuesta que clasifica a 176 países en función de su nivel de acceso, utilización y conocimientos de las Tecnologías de Información y Comunicación (TIC).

Relaciones económicas con España: Las relaciones entre España y Dinamarca vienen determinadas en gran medida por la pertenencia de ambos países a la UE. En el plano económico bilateral se pueden mencionar los siguientes acuerdos y convenio: Acuerdo de Navegación Aérea (1965), Acuerdo de Transporte Internacional por Carretera (1974) y el Convenio para Evitar la Doble Imposición de 1999. Este último ha sido denunciado unilateralmente por el Parlamento danés con efectos de 1 de enero de 2009, con motivo de la exigencia danesa de renegociar la tributación de los pensionistas daneses residentes en España. Dinamarca es un país con una importante e histórica vocación comercial y logística, lo que explica su grado de apertura y la excelente evolución de su sector exterior.

En este contexto de economía abierta, el papel de España es todavía limitado, aunque creciente, en relación con otros países comparables. En 2014 ascendieron a 1.153,9 MM € siendo España el decimocuarto proveedor de Dinamarca. Entre los 10 primeros capítulos suponen cerca del 70% del total exportado. Nuestro país es el decimocuarto cliente de Dinamarca, estando todavía muy lejos de los niveles de Alemania o Suecia. En 2014 las importaciones españolas procedentes de Dinamarca han sido por valor de 1.459 millones de €.

Tanto las exportaciones como las importaciones se encuentran muy diversificadas como es habitual entre países desarrollados. Existen pocas grandes operaciones y el resto del comercio se divide entre flujos de exportación constantes de una cierta cuantía realizada por grandes empresas, por ejemplo de automóviles, y un amplio número de pequeñas y medianas operaciones en el sector del vino, mobiliario, textil, etc.

Por parte de las inversiones danesas en España, existe una tradicional presencia de las multinacionales danesas en suelo español, como serían MAERSK España (portacontenedores), ROCKWOOL (aislantes de lana mineral), DANFOSS (bombas hidráulicas, termostatos, equipamiento técnico en general) y NOVO NORDISK (productos farmacéuticos), lo que parece indicar que directamente, a través de otros países o por reinversión de beneficios, la inversión acumulada a lo largo de los años es significativa. Desde el punto de vista de la balanza bilateral de servicios, es de destacar que los daneses suelen emplear una parte relevante de su renta disponible en vacaciones y turismo. Pasan sus vacaciones fuera del país, siendo uno de sus principales destinos España. La cifra de ciudadanos daneses que efectúan un viaje a España anualmente se sitúa por encima de un millón (2014), reafirmándose España como primer país de destino vacacional de los daneses. Fuente: Oficina Económica y Comercial de España en Copenhague.

Dinamarca como país y destino: Dinamarca es un país que ofrece a los viajeros numerosos atractivos: recorrer las Dinamarca es un país relativamente pequeño lo que facilita poder experimentarle con mayor facilidad. Se puede dividir en tres regiones: la península de Jutlandia, la región insular y las lejanas islas Feroe.

El turismo es una actividad económica importante. Parte de su éxito responde a que Dinamarca es muy reconocida por su tradición marítima, su oferta gastronómica, por ser el lugar de origen de Lego o por sus prácticas verdes (ecológicas). Se destaca por tener uno de los mejores sistemas de vías ciclistas, por una infraestructura de transportación eficiente y por ser parte de los países que lideran mundialmente el uso de energías alternativas.

Es el país más pequeño de los países escandinavos y el 95% de su población es de origen danés. Lugar tranquilo si los hay, Dinamarca ha sido a lo largo de la historia refugio de numerosos artistas que buscan un remanso de paz o una fuente de inspiración, especialmente estimulados por la mente abierta de sus habitantes.

Las 443 islas que la conforman están conectadas por una red de transporte muy desarrollada, eficaz y perfectamente diseñada como para cubrir todos los posibles destinos. Al estar completamente rodeado por agua, Dinamarca resulta absolutamente pintoresca y deslumbrante; más aún porque su posición geográfica le conlleva tener días extremadamente largos en verano, y extremadamente cortos en invierno.

En cuanto al turismo que recibe Dinamarca, destacan Alemania, Suecia, Noruega, Países Bajos y Reino Unido como los países que más visitan Dinamarca. La época en que más visitantes se registran coincide con los meses de verano (mayo a septiembre) lo cual no es de extrañar para un país localizado en latitudes relativamente altas. Se puede mencionar que en los últimos tiempos se ha presentado una leve baja en los números que bien puede deberse al vaivén de mercados importantes para Dinamarca como lo son Alemania o Suecia.

El sector construcción. La arquitectura en el país.

Experimentarium, Museo de la Ciencia, Copenhague, Dinamarca

Información relevante sobre el sector de la construcción

Las 10 empresas más destacadas por volumen de negocio en construcción e ingeniería civil según un estudio de la Universidad de Estocolmo en el país son:

  • MT Højgaard A/S
  • Ncc Danmark A/S
  • Enggaard A/S
  • Enemærke & Petersen a/s
  • CASA A/S
  • Jørgen Friis Poulsen A/S
  • Huscompagniet Midt- og Nordjylland A/S
  • Huscompagniet Sjælland A/S
  • Eurodan-Huse A/S
  • Lind & Risør A/S

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Dinamarca y el despacho jurídico NJORD Law Firm creó en 2016 un documento de información sobre la industria de la construcción en el país que nos proporciona los siguientes datos:

“La industria de la construcción en Dinamarca ha estado dominada recientemente por una amplia gama de proyectos públicos, como la construcción y renovación de un gran número de hospitales en toda Dinamarca, la construcción del sistema de metro y otros grandes proyectos en las ciudades más grandes de Dinamarca. El más notable es la construcción del enlace fijo Fehmarn Belt, que es el mayor proyecto en tramitación. Algunos de los proyectos más grandes han atraído operadores internacionales (tanto consultores como contratistas) que tradicionalmente han prestado poca atención a Dinamarca."

Muchos proyectos tienen como objetivo mejorar la sostenibilidad mediante el apoyo a un entorno empresarial que abogue por soluciones de construcción innovadoras, lo que incluye la electrificación de la red ferroviaria nacional, la creación de hospitales que aúnen la mayor tecnología del país, la reconstrucción de la planta de tratamiento de aguas residuales y la creación de proyectos “smart city” o ciudades inteligentes en la capital danesa al objeto de contribuir a la mejora del medio ambiente y de las condiciones de vida.

Según el estudio de la arquitectura e ingeniería en Dinamarca realizado por el ICEX en 2015 cualquier arquitecto o ingeniero español puede ejercer su profesión en el país con las mismas condiciones que un titulado danés. Comenta también que la industria de la construcción indica mayores inversiones de capital en el sector de infraestructuras que en la construcción domestica (facturación de 392 millones de euros frente a 2.025 millones en 2014).”

El texto que a continuación ofrecemos es una traducción y extracto del estudio de mercado del Ministerio de Asuntos Exteriores de Dinamarca al que se puede acceder a través del enlace web:

“En proporción al tamaño del país, el nivel de actividad en el sector de la construcción danés es considerablemente alto y registra un valor de producción de nuevas plantas de construcción y proyectos de rehabilitación que se sitúa en 53.500 millones de DKK en 2016 y que prevé un gasto de en torno a 52.600 millones de DKK para 2017. No sorprende entonces que el mercado de la construcción danés esté suscitando un creciente interés entre empresarios extranjeros quienes no sólo presentan sus ofertas en los procesos de licitación, sino que a menudo los ganan."

Desde 2013, el empleo en el sector de la construcción ha aumentado un 21,2% y el empleo total en el sector fue 165.000 puestos de trabajo en el primer trimestre de 2017. Parte de esto el aumento podría ser el resultado de un ambicioso plan de inversiones iniciado por el gobierno danés, que se espera que cree 87.300 trabajos de construcción en Dinamarca hacia 2020.

Destacan entre los proyectos de desarrollo urbano planificado:

  • Nordhavnen: Entre 2014 y 2028, el Municipio de Copenhague espera más de 60,000 nuevos residentes. Por lo tanto, la ciudad tiene que crecer físicamente, y el área designado para el mayor desarrollo es el puerto, más específicamente Nordhavnen, que actualmente es un industrial área cerca del centro de la ciudad. En total, la nueva área urbana de Nordhavnen albergar a 40.000 residentes y proporcionar trabajos para unos 40.000 más. La construcción en Nordhavnen ya ha comenzado, y por ejemplo, la “ONU Ciudad” con un espacio de oficinas para 2.000 empleados de Naciones Unidas fue inaugurada en 2013.
  • Nuevo norte de Aarhus: SE encuentra en nn nuevo barrio residencial para 15.000 personas. El área debe ser decididamente “verde” y dividida en siete partes incorporando arroyos y parques para separarlos.
  • Odense: Durante los próximos 5 años se harán en la ciudad de Odense inversiones de 3,2 mil millones de euros a través de varios proyectos importantes. Una extensión de la universidad, una nueva sala de conciertos y una nueva urbanización se encuentran entre los proyectos más grandes, mientras que el tren ligero se utilizará para conectar puntos de referencia antiguos y nuevos.
  • Holstebro: Hace 15 años, la ciudad de Holstebro en el oeste de Jutlandia habrá crecido marcadamente debido a la introducción planificada de cinco nuevos barrios. Cuando finalice, esta nueva área residencial proporcionará hogares para 6.000 personas y contendrá una cantidad de tiendas y parques que la inversión está valorada en 400 millones de euros.

Guias Prácticas sobre el país

Guia para buscar empleo en el país

Estamos en las Redes Sociales

Login